La parroquia de Villavega dedicada a San Juan Bautista es un templo de finales del siglo XII o principios del XIII de una sola nave con espadaña. Destaca su decoración escultórica en capiteles, ábside y portada.

 

Menú de cierre